Parque de Ranomafana y Fiananratsoa en Madagascar

La isla de Madagascar es impresionantemente variada. Dejar atrás las Tierras Altas nos llevó a transcurrir por Parque de Ranomafana y Fiananratsoa, de paisajes increíblemente variados donde contemplamos estampas de arrozales bellísimas y unas flores maravillosas.

Parque de Ranomafana

Nuestra siguiente parada fue el Parque de Ranomafana.

Este es uno de los lugares donde puedes ver lémures, además de flora y fauna endémica y paisajes como cascadas. Este parque se fundó para proteger a dos especies extrañas de lémures: el lémur mayor de bambú y el lémur dorado de bambú. Actualmente viven en él 12 especies de lémures, 29 especies de mamíferos, un centenar de especies de pájaros, 62 especies de reptiles, 90 especies de mariposas y 350 especies de arañas.

La entrada al Parque de Ranomafana se encuentra a unos 60 km de Fianarantsoa en el pueblo de Ambodiamontana y para llegar se puede ir con transporte público o con taxi.
El precio de la entrada es de 55.000 Ar por persona y aparte es obligatorio contratar un guía para que recorra el parque contigo y te vaya mostrando y explicando cosas sobre el parque y sus animales. El 50% del dinero que se paga por la entrada se destina a proyectos de las comunidades locales. Ya han conseguido entender que proteger sus tierras es un beneficio para todos y para ellos en primer lugar han conseguido, puestos de trabajo y el reconocimiento de este parque como Patrimonio de la Humanidad en el año 2007 y como Patrimonio de la Humanidad en Peligro en el 2010. Es recomendable llevar chubasquero porque es uno de los bosques más lluviosos del país y pantalón largo por las sanguijelas de la zona.

Los lémures más fáciles de ver són el lémur dorado y el famoso lémur sifaka. El  “Golden Bamboo” es una especie única en este bosque. De hecho, el Parque Nacional de Ranomafama fue abierto en 1991 con el descubrimiento del lémur “golden bamboo” y es uno de los mejores para poder disfrutar de la visual de familias de lémures saltando por las ramas.

Graciosísimo Lémur enano y ciego que vimos en el parque. Qué monada 🙂

Lagartija en el parque Ranomafana

En el trayecto a Fiananratsoa, paramos a ver la misa de Pascua. Mirad qué bonitos los niños con sus mejores galas

Fiananratsoa

La ciudad de Fiananratsoa es el centro académico y cultural de Madagascar, en la región agrícola más productiva del país. La ciudad está dominada por el Monte Kianjasoa (1374m), por lo cual el aire es bastante fresco e incluso puede llegar a hacer bastante frío. BasseVille es la zona más pobre pero también la más viva de la ciudad, con influencias suizas, como la estación de trenes. Nouvelle-Ville es la zona empresarial, pero el barrio más bonito es Haute-Ville, situado sobre una colina, con encantadoras y estrechas calles y numerosas iglesias.

oncontextmenu=”alert(‘Opción deshabilitada’);return false” oncopy=”alert(‘Opción desabilitada’);return false”/>

No automatic alt text available.

Mención especial hay que hacer del alcohol en Madagascar.
Es baratísima la cerveza. Nos tocó un grupo de amantes de la cerveza como compañeros de viaje, un portugués y seis españoles. A diario caían unos cuantos botellines.

Tikirri se unió al grupo…Nieves era la jefa :-).

Debido a su gran conocimiento en la materia, es Nieves quien ha escrito el siguiente texto acerca del alcohol en la isla.

Cerveza y Ron Dzama; beber y compartir en Madagascar 

Madagascar es tierra de olores y sabores, además de ser la cuna y origen de una de las especias más atractivas: la vainilla. Los delicados frutos de esta planta se utilizan para aromatizar (junto al clavo y la pimienta) otro de los tesoros de la isla Verde: el Ron.

Es obligatorio para cualquier viajero probar el Ron Dzama, el mayor productor de esta bebida alcohólica, y deben producir mucha, ¡porque se bebe a litros!. Los diferentes tipos de botellas de este ron, se encuentran en cualquiera  de los quioscos o tiendecillas del país, y  a un precio increíble además. Normalmente se bebe el de 3 años, con un color ambarino y unas ramas de vainillas en su interior. Es muy fácil encontrar  los vidrios vacíos a lo largo de las cunetas o de las calles de las ciudades. De hecho, hay numerosas leyendas alrededor de las borracheras de los diferentes pueblos malgaches. Por ejemplo, los Betsileos, uno de los pueblos mayoritarios de Madagascar acostumbran a emborracharse en los entierros, como signo de honra hacia el fallecido.

El rom ambré se toma en compañía, compartiendo la botella con todo el mundo. Pero eso sí, no esperéis que esté fresquito, porque os váis a encontrar tomándolo en un vaso a una temperatura bien calentita, algo extraño y difícil al principio para los paladares españoles acostumbrados al hielo en abundancia, pero en esta isla el hielo es bastante complicado de encontrar, puesto que no siempre hay luz eléctrica con la suficiente potencia para que funcionen los congeladores, y los generadores se utilizan para alumbrar la casa.

El primer sorbo os sorprenderá por la cantidad de sabores que váis a encontrar, pero repetid, que os va a gustar, jejejeje.

Ah, y lo que en Madagascar cuesta una botella 12€ en Europa os va a costar unos 30€, así que aprovechad y si os gusta, haced hueco en la maleta.

Y como ya hemos dicho, allí beben con alegría, por lo que la cerveza es una bebida muy popular (siempre entre hombres, claro, no recuerdo haber visto mujeres en los bares o tiendas donde se podía beber). Pudimos probar muchas marcas de cervezas en la isla, y eso que solo vimos la mitad del país!

Las que más bebimos fueron Three Horses Beer (más conocida como THB), Skol, Libertalia, Castel Beer…lo mismo que con el ron, a veces una cerveza tibia es mejor que nada, jajajaja. Las botellas suelen ser de 660ml o de un litro, en pocas ocasiones encontramos las medidas de 25 o 33.

Y como donde fueres haz lo que vieres, y dado el éxito que tienen todas estas bebidas, tuvimos que probarlas todas….

Si queréis leer más acerca del viaje a Madagascar, podéis pinchar aquí y así acceder a todas las entradas del viaje.

« | »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *