La magia de la Navidad en Gengenbach, Selva Negra

Buenas amigos,

Hoy nos vamos a uno de los pueblos más bonitos de Alemania. Nos vamos a vivir la magia de la Navidad en Gengenbach, Selva Negra. La localidad de Gengenbach está situada al suroeste de Alemania, a muy poca distancia de la frontera francesa, y casi oteando en el horizonte Estrasburgo.

La magia de la Navidad en Gegenbach, Selva Negra

Gengenbach, una localidad pequeña pero encantadora en la selva Negra donde vivir la Navidad. Foto de Barbiegirl Travels Arts

Cómo llegar

Gengenbach está situado en el sur de Alemania, y corresponde al distrito de Ortenau, Baden-Wurtemberg. Los aeropuertos más cercanos son el de Estrasburgo (Francia) y Baden Baden (Alemania).

En Coche

Por ejemplo desde Friburgo de Brisgovia, una de las principales ciudades al sur de la Selva Negra, está a 75 kilómetros (unos 50 minutos en coche). Desde Baden-Baden (principal ciudad balneario y de spa en la Selva Negra) son unos 50 kilómetros (40 minutos); éste fue el itinerario que hicimos.
Desde Estrasburgo en Francia son apenas 37 kilómetros (y 37 minutos), o desde Basilea en Suiza, son unos 132 kilómetros (una hora y media). Stuttgart es la ciudad de importancia en Alemania más cercana, y está a unos 150 kilómetros.

En tren

El aeropuerto de Estrasburgo (Francia) se encuentra a 40 km de Gengenbach. Desde el aeropuerto, puedes ir en tren hasta Gengenbach, haciendo dos trasbordos. Primero tienes que llegar a Estrasburgo, allí tomar otro tren hasta Offenburg y, de nuevo, cambiar a otro tren que lleva a Gengenbach. De esta forma tardarás en llegar a Gengenbach sobre una hora y veinte minutos. El precio del trayecto oscila entre 28€ y 43€.

De hecho se puede llegar con relativa facilidad por tren desde muchas ciudades cercanas como Basilea, Friburgo, Baden-Baden, Karlsruhe, etc.

Nota: si visitas Gengenbach en el día, es muy recomendable visitarlo con una visita a Baden-Baden (la elegante ciudad alemana de los balnearios), de la que os hablaré en breve, y/o Estrasburgo, la capital de la Alsacia.

Qué ver

Este pueblo de cuento es ideal para recorrerlo a través de un paseo relajado. Es muy fácil conocerlo caminando, hay tres calles principales: Hauptstraße, Adlergasse y Victor-KretzStraße, de las cuales salen callejones que sólo se pueden recorrer a pie o en bici.  Según he leído por ahí, en Gengenbach se filmó la película de Tim Burton «Charlie y la fábrica de chocolate».

La magia de la Navidad en Gegenbach, Selva Negra

Gengenbach, Selva Negra Alemania.

El que todo conserve su aspecto medieval se debe a que en 1905 se estableció un reglamento, por el que se debía de mantener el carácter histórico de las casas y calles. Y en 1955, todo el interior de Gengenbach fue sometido a una ley de conservación histórica. Y lo mejor de todo, es que lo cumplen a rajatabla, todo está en perfecto estado.

Aparcar nuestro coche (en caso de llegar en coche) es muy fácil, ya que hay un enorme parking de pago a un paso del casco antiguo pero puedes incluso aparcar en el casco antiguo con un poco de suerte como en nuestro caso. Una vez empiezas a caminar en nada estarás en la zona antigua, que es precisamente lo más pintoresco. Todo parece salido de una postal perfecta de los idílicos pueblos alemanes. Y es muy fácil de recorrer porque son tres calles y se ve muy rápido.

La magia de la Navidad en Gegenbach, Selva Negra

Aparcar dentro del pueblo también es posible. Nosotras aparcamos en la calle de la cuesta, en la foto, a unos pasos de la calle del Infierno y del Angel. Foto de Barbiegirl Travels Arts

Torres

Ya desde el mismo momento en el que accedemos a través de su muralla por una de sus puertas, se abren las formidables e históricas torres de Kinzig y Obertorturm.

La enorme Torre Kinzig es una de las grandes construcciones del pueblo, y una de las que marca uno de los accesos por donde estaban las murallas. De hecho es posible atravesar el arco que era además la principal entrada de la ciudad. Esta torre, lejos de su función defensiva, es hoy un museo de varias plantas dedicado a la historia defensiva de la ciudad.
Toma su nombre del afluente del río Rin, que pasa por allí. Es la torre más alta y fuerte de las que tuvo la ciudad, ya que tenía como función principal la defensa de la villa.

Torre Kinzig, una de las antiguas entradas a la localidad de Gengenbach. Foto de Barbiegirl Travels Arts

Otra torre notable es la Torre Obertorturm, que está en el lado opuesto, y también marcaba otro de los accesos al pueblo.

La magia de la Navidad en Gegenbach, Selva Negra

Torre Gengenbach, Los mercadillos de Navidad los vimos cerrados a pesar de que ya era mediodía. Foto de Barbiegirl Travels Arts

Plaza del Mercado y el Ayuntamiento

Como en toda ciudad alemana antigua, el corazón del pueblo es la Plaza del Mercado (Marktplatz). Las tres calles principales de la ciudad convergen en ella. Y en el centro se encuentra la Fuente del Mercado o Röhrbrunnen, con la figura de un caballero de piedra, que data del siglo XVI. La fuente, que aún hoy funciona, por varios siglos suministró el agua potable a los pobladores. En tiempo medievales, las ciudades debían comerciar en sus mercados a través de permisos. La plaza del mercado de esta ciudad, así como la envergadura de sus construcciones, denotan el poder comercial de la ciudad desde hace mucho tiempo atrás.

La magia de la Navidad en Gegenbach, Selva Negra

Plaza del Mercado de Gengenbach, Alemania. Foto de Barbiegirl Travels Arts

Frente a esta plaza se agrupan muchos edificios de interés, como el el Palacio de Löwenberg, convertida en un museo en el que se pueden visitar los interiores para conocer el estilo de vida en una casa tal como lo era en el siglo XVIII.

También se hace notar rápidamente la importancia del Palacio del Ayuntamiento (Rathaus), con el escudo de la ciudad y el calendario de adviento más grande de Alemania. Es una construcción del siglo XVIII (1784). El Ayuntamiento, uno de los edificios emblemáticos de esta plaza, deja buenas muestras de esa mágica postal y nos ofrece durante las semanas previas a la Navidad un espectáculo de luces, en el que sus 24 ventanas se van iluminando poco a poco – como si de un enorme calendario se tratara – con temáticas variadas, para darnos paso a los días centrales de las festividades.

Plaza del Mercado Gengenbach con el ayuntamiento detrás y la torre a la izquierda. Foto de Barbiegirl Travels Arts

Rathaus, El calendario de adviento más grande del mundo. Este año las ilustraciones que se iluminan de noche están dedicadas al Principito. Foto de Barbiegirl Travels Arts

Ilustraciones que iluminan las 24 ventanas del Ayuntamiento durante el período de adviento. Foto de Barbiegirl Travels Arts

Mercado de Navidad

El Mercado de Navidad de Gegenbach está ubicado en la Plaza del mercado y calles aledañas. En los puestos de navidad podrás encontrar el mismo tipo de adornos navideños que encontrarás en los mercados de otras ciudades alemanas. La magia de la Navidad en Gengenbach, Selva Negra es sin duda irrepetible.
Si te interesa el tipo de gastronomía y platos típicos a probar en las casetas de navidad, puedes pinchar en el siguiente link, donde os  hablo en términos generales qué encontrar en los mercados germanos.

Mercadillos navideños de la Selva Negra

Calles con las casetas de Navidad en Gengenbach

Iglesia y abadía (Stadtkirche Sankt Marien)

La historia más antigua en muchas ciudades y pueblos de Europa en cuanto a edificios en pie, puede que se cuente a través de las iglesias, y en Gengenbach no sería la excepción. Hay una abadía que tiene poco más de mil años (si es que hablar de que sea del siglo IX sean pocos años). En realidad se trata del edificio de una abadía benedictina que hoy se utiliza como universidad. A su lado está la iglesia de Santa María del siglo XII.

Calles Engelgasse y Höllemgasse

No hay que olvidar tampoco los típicos recorridos por las dos calles esenciales en toda visita a Gengenbach: las calles de Engelgasse y Höllemgasse, calle del ángel y del infierno.

Estos dos callejones son algo así como un paseo por un rincón auténtico y tal vez menos «decorado» para turistas que la parte de la plaza central- Es una calle de casas muy antiguas (medievales), que por ejemplo, conservan sus accesos a los graneros o depósitos en forma de sótanos. Pero sobre todo, una calle preciosa que vale mucho la pena caminar: es completamente peatonal, y estaremos rodeados de las rústicas casas de madera con fachadas entramadas.

La magia de la Navidad en Gegenbach, Selva Negra

Callejón del infierno. Gengenbach. Foto de Barbiegirl Travels Arts

https://www.instagram.com/p/B5nGZeEH2lx/

El mirador y viñedos

Gengenbach nos recuerda, en cierto modo, a algunos de los más bonitos pueblos de Alsacia y, realmente, su proximidad hace que ambos lados fronterizos tengan muchas cualidades en común. Una de ellas es la presencia de viñedos en los alrededores, que otorga a este tipo de poblaciones un especial carácter y un paisaje inspirador. En concreto me recordó a uno de los pueblos de la Alsacia que más me gustó; Kayserberg, con unos viñedos magníficos al lado del pueblo y unas vistas estupendas.

La magia de la Navidad en Gegenbach, Selva Negra

Viñedos de Gengenbach y visto panorámica de la localidad. Foto de Internet

Tomar una tarta de Selva Negra

Además de vivir la magia de la Navidad en Gengenbach, Selva Negra, no puedes irte de esta zona de Alemania sin probar un trozo de tarta de selva negra. En Gengenbach podéis entrar en la Confitería Café Honig, muy cerca de la Plaza del Mercado y junto al Ayuntamiento. Tienen varios tipos de tartas que puedes escoger y tomar con un café por un precio medio de 6 eur el trozo de tarta y el café. La porción de tarta cuesta unos 3.5 eur. Desde aquí, podéis entrar en el perfil del cafe en Trip Advisor y ver las reviews.

Café Honig. Gengenbach. Foto de Barbiegirl Travels Arts

Carta del Café Honig. A la derecha, en la sección Torten podéis ver los precios. Fotos de Barbiegirl Travels Arts

Tartas de Selva Negra en el Café Honig. Foto de Barbiegirl Travels Arts

Espero que hayáis disfrutado leyendo este post y vivir la magia de la Navidad en Gengenbach, Selva Negra. De Gegenbach nos fuimos a Estrasburgo a visitar los mercadillos de esta ciudad francesa tan elegante y dormimos en francia. Os lo contaré en breve. Si queréis leer acerca de todos los mercadillos de navidad de Alemania, Francia y otros países, pincha Aquí

Barbiegirl Travels Arts

!Hasta pronto!

« | »

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *